11 mejores remedios caseros para la infección del oído y el dolor de oído

0
535

Los dolores de oído pueden ser extremadamente incómodos y dolorosos. Si bien hay muchas recetas que pueden tratar el dolor de oído, a veces solo desea algo inmediato que pueda obtener desde su hogar. Afortunadamente, hay muchos remedios que han demostrado ayudar con los problemas del oído. Aquí hay 12 remedios caseros y tratamientos para dolores de oído e infecciones.

Remedios naturales para la infección del oído | Dr. josh hacha Remedios naturales para la infección del oído |  Dr. josh hacha


Mira este video en YouTube

Compresas frías o calientes

Las compresas calientes, como una almohadilla térmica o una toallita húmeda, pueden ayudar a aliviar el dolor de oído. Coloque un paño húmedo frío o tibio sobre la oreja durante 5 a 10 minutos. Si el frío no funciona, pruebe con calor, puede usar solo una compresa o alternar entre las dos.

Aceite de Oliva Tibio

El uso de aceite de oliva para los dolores de oído es un antiguo remedio popular. No hay pruebas científicas sólidas detrás de esto, pero muchos han compartido resultados positivos al usarlo. Poner unas gotas de aceite de oliva tibio en el oído es seguro y podría ser moderadamente efectivo

Leer más:  Los mejores productos para el dolor de metatarsalgia en la bola del pie

Dormir en posición vertical

Dormir sentado en lugar de acostado puede estimular el drenaje del líquido en el oído. Esto podría ayudar a aliviar la presión y el dolor en el oído medio. Apoyarse en la cama con una pila de almohadas o dormir en un sillón un poco reclinado podría aliviar los dolores de oído.

Alcohol isopropílico y vinagre a partes iguales

La aplicación de un par de gotas de alcohol isopropílico y vinagre de sidra de manzana orgánico crudo en el oído infectado podría ayudar con las infecciones recurrentes del oído de nadador (médicamente llamadas otitis externa), que ocurre cuando el agua se atasca en el canal auditivo y las bacterias crecen. El alcohol isopropílico ayuda a que el agua del oído se evapore, mientras que el vinagre evita que las bacterias se propaguen.

Jugo De Cebolla

Hay muchos artículos y videos de YouTube que dicen que las cebollas son el secreto para curar los dolores de oído. Contienen un flavonoide llamado quercetina, que es antiinflamatorio. Un proceso es calentar una cebolla a 450 grados F durante 15 minutos. Luego, una vez que esté fría, corta la cebolla por la mitad y exprime el jugo en un bol. Ponga unas gotas del jugo en el oído. O bien, puede colocar la mitad de la cebolla directamente sobre la oreja infectada.

Leer más:  Un nuevo tratamiento para los oídos que está a punto de elevar su cuidado personal

Aceite de árbol de té

El aceite de árbol de té 100% natural mata las bacterias que causan infecciones de oído. Es naturalmente antiviral, antibacteriano y antifúngico. Sus propiedades antiinflamatorias significan que reduce la inflamación, dolor e irritación. Finalmente, ayuda a eliminar las impurezas que obstruyen el oído y ayuda a drenarlas de forma segura del oído medio y el tímpano.

Ejercicios de cuello

Algunos dolores de oído son causados ​​por la presión en el canal auditivo. Ciertos ejercicios de cuello se pueden utilizar para aliviar esta presión. Los ejercicios de rotación del cuello son particularmente beneficiosos.

Jengibre

Se considera que el jengibre tiene propiedades antiinflamatorias naturales. La aplicación de jugo de jengibre (jengibre rallado en aceite de oliva tibio y colado) alrededor del conducto auditivo externo puede aliviar el dolor. El jengibre tiene propiedades antiinflamatorias.

Ajo

Las propiedades analgésicas del ajo ayudan a aliviar el dolor Remoje el ajo machacado durante varios minutos en aceite de oliva o de sésamo tibio. Cuele el ajo y aplique el aceite en el canal auditivo.

Leer más:  Beneficios para la salud del masaje con piedras de jade

Peróxido de hidrógeno

El peróxido de hidrógeno tiene la capacidad de degradar el cerumen. Esto ayuda a aliviar el dolor de oído causado por la acumulación de cerumen. También tiene propiedades antibacterianas y antifúngicas. Coloque varias gotas de peróxido de hidrógeno en el oído afectado. Déjalo reposar durante unos minutos antes de dejar que se escurra en un fregadero. Enjuague su oído con agua limpia y destilada.

Aceite de coco

El aceite de coco sin refinar tiene propiedades antimicrobianas y es analgésico y antiinflamatorio, lo que lo convierte en un remedio casero completo para tratar la infección del oído y sus síntomas relacionados. Si es posible, pídale a un amigo o familiar que le eche el aceite en el oído. acuéstese y coloque con cuidado varias gotas del aceite líquido en el oído afectado. La persona con el oído infectado debe continuar reclinándose durante varios minutos para permitir que el aceite se absorba en el oído.

No todos los métodos pueden ser convenientes para usted. Elija uno que funcione para usted. También ayuda a cuidar adecuadamente la salud de su oído. Si está lidiando con otros problemas como los oídos tapados, también hay formas naturales de destapar sus oídos.