7 técnicas ayurvédicas para equilibrar tu mente

0
365

Según Ayurveda, calmar y calmar el sistema nervioso es un requisito para el mantenimiento y el equilibrio de la salud (1). Aquí en los EE. UU., el Ayurveda no es tan conocido entre la población en general, y cuando surge, es principalmente en el contexto de la comida.

Ayurveda es un estilo de vida holístico, con mucho más que ofrecer que solo consejos útiles sobre cómo comer. De hecho, las prácticas ayurvédicas pueden ser especialmente útiles para controlar el estrés (2). Cuando el sistema nervioso está abrumado o bajo un estrés excesivo, el cuerpo está diseñado para adaptarse y compensar este estrés, pero solo por períodos cortos de tiempo. El estrés excesivo, que parece ser la nueva normalidad en la cultura actual, puede fácilmente abrumar, descomponer y envejecer prematuramente el cuerpo.

La vida en la actualidad viene con su parte de lujos y peligros. Si bien la calidad de vida parece haber mejorado, el estrés asociado tiende a acumularse gradualmente en el transcurso de varios días de trabajo. Ayurveda y yoga es una poderosa combinación para combatir el estrés y llevar una vida tranquila.

Leer más:  Cómo crear una rutina para tu estilo de vida Vata Dosha

Existen numerosas técnicas ayurvédicas probadas por el tiempo para equilibrar la mente.

1. Prácticas de atención plena

Se necesita tiempo y atención concentrada para volver a modelar la mente, y la práctica diaria es una de las mejores maneras de asegurar su éxito. Sorprendentemente, tan solo quince minutos por día es suficiente para ser transformador, y comprometerse con una práctica diaria dará resultados con bastante rapidez.

Numerosos estudios han demostrado que la meditación reconstruye, apoya y fortalece el sistema nervioso. Las investigaciones han demostrado que la meditación puede aumentar la longitud de los telómeros del cuerpo, que están relacionados con una salud y una longevidad óptimas (3).

2. Ejercicios de respiración

La práctica de ejercicios de respiración destinados a equilibrar el movimiento de prana en todo el sistema puede ser un medio muy potente para calmar los sentimientos de ansiedad. Ejemplos de estos son Sheetkari Pranayama, Supta Konasana y Ujjayi.

En general, los ejercicios de respiración ayudan a restaurar la fluidez y la vitalidad de los canales de energía sutil del cuerpo, liberan la tensión acumulada y ofrecen un apoyo profundo a la mente y al sistema nervioso (4).

Leer más:  5 pasatiempos que entrenan tu cerebro para permanecer atento

También activan y equilibran muchos de los canales sutiles más significativos que influyen en la mente.

3. Rutina diaria

Una rutina diaria es absolutamente necesaria para lograr un cambio radical en el cuerpo, la mente y la conciencia. Regulariza el reloj biológico de la persona, ayuda a la digestión, absorción y asimilación, y genera autoestima, disciplina, paz, felicidad y longevidad (5).

La rutina en sí tiene un efecto estabilizador y de puesta a tierra en el sistema; crea una serie de puntos de referencia familiares y reconfortantes a lo largo de cada día que envía una afirmación rotunda a los tejidos profundos del cuerpo de que todo está bien, que podemos ser a gusto.

4. Yoga

El yoga tiene un impacto positivo en la mente de maneras muy similares. Mueve el prana en el cuerpo, ayuda a disipar la tensión, elimina el estancamiento y fomenta la fluidez en los tejidos, el cuerpo sutil y la mente. Se ha descubierto que el yoga favorece el flujo del líquido cefalorraquídeo, que lubrica y lava el cerebro y el sistema nervioso central (6).

5. Terapia de naturaleza

Según Ayurveda, salir y estar en la naturaleza aumenta las ojas en el cuerpo. Ojas es la sustancia en el cuerpo que se cree que es responsable de la vitalidad, la inmunidad y una tez radiante y resplandeciente. En la ciencia occidental, se piensa que ojas puede ser una combinación de ciertos neurotransmisores, hormonas como la oxitocina (7).

Leer más:  Comprender la interdependencia frente a la codependencia

6. Masaje diario

Ayurveda sugiere darse un masaje diario con aceite, que se puede hacer antes o durante la ducha. El aceite se mezcla tradicionalmente con hierbas como fuente de alimento natural para el microbioma de la piel, o los microbios que viven en la piel (8).

7. comer relajado

Según Ayurveda, cómo, cuándo y qué comes juegan un papel en el apoyo al sistema nervioso y la capacidad de mantener la calma. Comer de manera relajada activa el sistema nervioso parasimpático calmante y relajante, mientras que comer a la carrera o bajo estrés activa el sistema nervioso simpático de lucha o huida (9).

El estrés de todo tipo, ya sea mental, emocional, físico o incluso espiritual, puede tener un impacto negativo en la salud. La medicina moderna no tiene mucho que ofrecer a quienes están bajo estrés, aparte de tranquilizantes, antidepresivos o tal vez una recomendación para hacer ejercicio. Afortunadamente, el yoga y el ayurveda tienen muchas herramientas para reducir los niveles de estrés de manera segura, cambiar el equilibrio del sistema nervioso hacia la relajación y calmar el espíritu inquieto.